martes, 20 de octubre de 2009

Frankfurt


Bueno como voy con retraso en cuanto a entradas dejaré las excursiones de los dos primeros findes con los erasmus para más adelante (si eso :D).

Ahora os cuento sobre nuestra visita a Frankfurt de este sábado, el primero que hemos tenido libre y en el que decidimos que iríamos a comprar la bici.

El Flohmarkt es un estilo al rastro de madrid que se monta en Frankfurt cada sábado y en el que se vende prácticamente de todo en puestos al lado de todo el río que cruza Frankfurt. Llegamos allí sobre las 9 de la mañana, fuimos Pablo, Carlos, Javi, Romain(un francés que hace lo mismo que yo aquí) y yo. Nos llevó un par de horas comprar todas las bicis pero ya se puede decir que somos auténticos erasmus con nuestras bikes, la mía es poco cantosa (de un color naranja naranjito) se llama Valentino (Rossi) y a mi me encanta, su precio final asciende a 40 euros que después de pagar más del doble por Milka (mi bici de madrid) creo que puedo estar más que satisfecha por la compra. A ver si le saco una foto y os la muestro para que veáis su encanto.

Aprovechamos el resto del día para ir al Ikea de Frankfurt y finalizar las compras para la casa, y ya comer en el restaurante de allí.

Habíamos dejado las bicis atadas en la estación de Frankfurt y a la vuelta para Darmstadt las cogimos para ir con ellas en el tren, al parecer aquí no se pueden meter más de dos bicis por vagón, quitando el último de los vagones que está reservado para bicis.

Por la noche jugaba el Madrid y el Barça sus respectivos partidos de liga, Carlos se había enterado de un bar de padres españoles en el que echaban todos los partidos de la liga así que para allí fuimos, todo un show el sitio ese, parecía un auténtico bar español. Creo que no será la última vez que nos acerquemos por allí.

Y para terminar el día volvíamos en el autobús F hacia casa, vimos que el H estaba justo delante del F(el H es que nos deja justo en frente de la residencia) así que intentamos bajarnos y coger el H en la parada que tenían en común, el caso es que nos bajamos y cuando fuimos a montarnos en el H, éste se marchó, el conductor del F le pitó para que se diera cuenta de que queríamos montarnos pero aún así se fue, así que nos volvimos a montar en el F. El conductor del F dijo por megafonía algo sobre umsteigen (el alemán todavía no lo tenemos muy claro,jeje), yo entendí algo así como que intentáramos cambiarnos de nuevo de bus en la siguiente parada. Así que como en la siguiente parada también coincidían el H y el F decidimos volverlo a intentar, de hecho el conductor del F le metió todo el turbo al bus para alcanzar al H y cuando nos bajamos y fuimos al H nos volvió a pasar lo mismo y el del H nos cerró la puerta y arrancó a lo que el del autobús del F le empezó a pitar como loco y finalmente el del H se dio cuenta, paró y nos abrió las puertas.

Todo un show que yo nunca hubiese imaginado, de hecho en España no pasaría esto en la vida. Y es que estos alemanes no se porque tienen imagen de secos si son lo más majos y entregados que existe.

Ah si que se me olvidaba, el Madrid ganó y el barça empató para rematar la jornada,jeje

1 comentario:

  1. Q guay, q envidia.

    Q no te roben a Valentino eh???jejjee.

    BESINESSS

    ResponderEliminar